BM. Torrelavega

Demasiado castigo

El Balonmano Torrelavega perdió contra el líder de la categoría en un partido vibrante y con muchos goles. El Barça manejó a la perfección un encuentro en que los cántabros llegaron con vida hasta el minuto 55. Los seis goles de diferencia que refleja el marcador definitivo no hacen justicia al trabajo realizado por los pupilos de Diego Soto. 

Con el número de aficionados justo para crear una atmósfera especial, ambos equipos saltaron a la cancha decididos a ganar el partido por K.O. Un ritmo alto, una defensa contundente y exhibición de potencial desde el minuto uno. Marc García abrió fuego con dos latigazos hicieron temer lo peor. Joaquín Marcos y Jadim Sour pusieron la réplica.

La inspiración del lateral del Barça y la eficacia habitual de Figueras dieron la primera ventaja a los visitantes. Soto comenzó a jugar sus bazas. Defensa mixta sobre García y primeras dudas de los talentosos jugadores blaugranas. En la otra parte de la cancha, Calderón era el hombre más inspirado. Asistía y anotaba con brillantez. Un tanto de “Sumi” empataba a seis y Toni Gerona pedía tiempo muerto.

Tras el minuto de parón, las dos escuadras siguieron mandando derechazos a su rival. Los de Barça eran más rápidos pero los torrelaveguenses, aún con más dificultades, eran igual de efectivos. El tanteador seguía en un pañuelo y el Balonmano Torrelavega le discutía de tú a tú al mejor equipo de la liga. Cuando más bonito estaba el choque, los locales perdieron por un minuto la concentración. Dos decisiones rigurosas de los colegiados se tradujeron en sendas faltas ofensivas y en un parcial de 0 a 3. Contra un equipo tan bueno, cada error se paga.

Y más aún si los colegiados dan cierto margen al rival. Dos acciones consecutivas en las que los cántabros salieron rebotados se quedaron sin señalizar. El Barça se marchó a cuatro. Y bien pudieron ser cinco si Jorge Pérez no hubiese sacado una mano increíble en una acción clara de Víctor Montoya. Un tiempo muerto, un tanto de Calderón y otro de Abel Lamadrid parecían detener la hemorragia pero no fue así. La segunda exclusión de Alberto Pérez mas otra de Abel Lamadrid lastraban las opciones locales. Al descanso, 16 – 19, con los árbitros siendo más protagonistas que jueces.

El inicio del segundo acto cogió a los nuestros un tanto fríos. Dos acciones rápidas de los visitantes y mucho trabajo por hacer para meterse de nuevo en el partido. Y la reacción llegó pero se encontró con un equipo preparado para asumir el golpe y devolverlo. Con 19 – 24 llegó el tiempo muerto de Diego Soto.

A pesar de que el Barça no se iba a dejar sorprender fácilmente, los nuestros perseveraron en el esfuerzo y, a base de trabajo, volvieron a entrar en el choque. Con el pabellón animando como nunca, se pasó a un 25 – 27 más que esperanzador. Tiempo muerto de Gerona incluido. Grada y equipo creían en la remontada. Un zambombazo de Joaquín Marcos ponía el 27 a 29 a falta de 10 minutos por jugarse. Poco después, el equipo marró una oportunidad de acercarse a uno.

El tramo definitivo del choque se presentaba abierto y vibrante. Pero ahí los cántabros pecaron de ansiedad por ponerse por delante y los extremos del Barça demostraron que van sobrados de talento. Un parcial de 0 a 4 heló la esperanza torrelaveguense y sitúo a los culés con la máxima ventaja del partido. El resto del choque sobró. Al final, 31 – 37 en un partido en el que el Barça justificó su posición en la tabla y los cántabros demostraron que pueden competir al máximo nivel con cualquier equipo, por poderoso que sea.

 

FICHA TÉCNICA

Balonmano Torrelavega. Jorge Pérez, Cristian Pereda; “Sumi” González (1), Carlos Pérez, Oscar Arroyo, Genio González, Javi Peña (3), Abel Lamadrid (5), Borja Lombilla, Alberto Pérez (5), Joaquín Marcos (7), Jadim Sour (2), J.A. Calderón (5) y Ángel Fernández (3).

FC Barcelona. Ignacio Biosca, Ignasi Admella; Johnny Medina, Adrián Figueras (7), Víctor Montoya (5), Guillem Lozano (3), Marc García Diéguez (4), David Balaguer (6), Lluis Calvera, Joan Amigo (1), Víctor Sáez (5), Alberto Miralles (1) y  Michal Kasal (5).

Parciales

2 – 4,  7 – 7, 9 – 10, 11 – 14,  12 – 16, 16 – 19 descanso

17 – 22, 20 – 25, 24 – 27, 28 – 34, 31 – 37 final

           

Árbitros: José Molina y Francisco Molina, del comité andaluz.

Pabellón Vicente Trueba. 750 espectadores.

Ir arriba