BM. Torrelavega

El Balonmano Torrelavega apuesta por los jugadores de Cantabria

Jóvenes y cántabros. Esas son las dos características que comparten buena parte de las incorporaciones del Balonmano Torrelavega para la temporada 2012 – 2013. Cristian Pereda, Borja Lombilla, Carlos Pérez y Sergio Crespo suponen una bocanada de aire fresco para la plantilla naranja. El futuro llega pidiendo paso a golpe de ilusión, calidad y muchas ganas de consolidarse en el mundo del balonmano.

Cristián Pereda y Borja Lombilla tendrán ficha exclusivamente con el primer equipo torrelaveguense. El portero Pereda procede del equipo campeón en la segunda división cántabra durante la temporada, el Santoña. Allí demostró que posee una excelente lectura para los lanzamientos. No en vano, junto a la oferta naranja, Pereda contaba con una propuesta alemana. Finalmente el portero recaló en Torrelavega en donde trabajará codo con codo con el capitán Jorge Pérez y Carlos Collado. Tampoco está exento de clase y categoría el lateral Borja Lombilla. A pesar de su juventud, Lombilla ha sido uno de los más destacados en su anterior conjunto, el Balonmano Corrales de 1ª división. Se trata de un primera línea polivalente que aportará al equipo su gran capacidad defensiva. Lombilla está llamado a compartir posición con Javi Peña en el lateral derecho.

Tanto Carlos Pérez como Sergio Crespo alternarán el primer equipo con los conjuntos junior y juvenil respectivamente. El primero de ellos es uno de los centrales con mayor proyección de Cantabria. Designado mejor jugador del sector juvenil con nuestra selección autonómica, Pérez destaca por su capacidad de lectura de juego. Sergio Crespo tampoco ha pasado desapercibido en las categorías inferiores. Estuvo con la Selección Española Infantil y también a punto de firmar con el Ademar de León. Finalmente se ha convertido en una de las apuestas más firmes del Balonmano Torrelavega para ocupar la posición de lateral izquierdo en el futuro. Además, Carlos Collado, Abraham Fontaneda, Oscar Arroyo y Samuel Allende, todos formados en la cantera torrelaveguense, continuarán alternando el equipo junior con la primera plantilla.

La apuesta del club de la capital del Besaya por los jugadores formados en la región es indiscutible. “Cantabria tiene excelentes escuelas de balonmano de las que salen continuamente valores  en busca de oportunidad” dice Enrique Cruz. El director deportivo de la entidad naranja cree que las caras nuevas “servirán para mejorar la competitividad del grupo y aportarán la frescura y el descaro que atesoran siempre los más jóvenes”. Junto a ellos, Guillermo Barbón aportará la experiencia necesaria para que la ilusión de los “primerizos” juegue a favor del grupo.

Renovaciones

La dosis de juventud y ganas que aportan las caras nuevas tendrá su contrapunto en el saber estar del grueso de la plantilla naranja. Hasta 10 jugadores repiten en relación a la plantilla del curso pasado. Bajo los palos sigue el gran capitán. Jorge Pérez afronta su vigesimoquinta temporada en el club con la misión de hacer olvidar a Adolfo Gómez.

La prolongación en la pista de Diego Soto será Genio González. El central cántabro será el catalizador del juego ofensivo del equipo cántabro y de repartir balones a los artilleros torrelaveguenses. Javi Peña, Joaquín Marcos, Alberto Pérez y José Antonio Calderón conforman una primera línea realmente poderosa.

Junto a los centrales y los laterales, el club ha mantenido a su pareja de pivotes. Abel Lamadrid y Nano Gundín son un lujo para cualquier equipo de la categoría. Del mismo modo, en los extremos, la entidad contará de nuevo con el internacional Ángel Fernández por la izquierda y “Sumi” González por la derecha.

En definitiva, Diego Soto dispone de una plantilla muy compensada y con múltiples posibilidades para competir en la División de Honor Plata Masculina.

Ir arriba